EL Diario Internacional

Esto es lo que vale el Quilish para Yanacocha: intimidar a los líderes de la comunidad, comprar, someter a las instituciones y sus dirigentes debilitando la gobernabilidad local.

” ¿Estarán de acuerdo los accionistas de Newmont con la utilización de estos métodos vedados? ” ¿Será sostenible en el tiempo este tipo de estrategia para garantizar el crecimiento de las explotaciones mineras?

Yanacocha no dialoga. Yanacocha impone, somete, coopta. Pero esa estrategia es frágil. (…)

Yanacocha ha elegido el camino de la confrontación, de la imposición y del abuso. (…)

Los cajamarquinos han buscado el diálogo, muchos lo seguiremos buscando, pero sabemos que para Yanacocha el Quilish es “¡sí o sí!” y para nosotros el Quilish es ¡no y no! Entonces las condiciones para el diálogo no están dadas. (…) (…) Por once años los cajamarquinos no han sido escuchados y el Cerro Quilish parece haber llegado a su hora cero.

Cientos de profesores a los que Minera Yanacocha está llevando gratuitamente a visitar la mina, (…), regresan convencidos de que la contaminación existe, de que la explotación del Cerro Quilish es una amenaza inaceptable. (…) La inmensa mayoría de ciudadanos cajamarquinos rechazan la violencia y buscan la paz, pero saben bien que la paz es fruto de la justicia.

Las autoridades del gobierno central y los más altos funcionarios de Newmont en Denver deben intervenir para que el oro que generosamente han venido sacando no sea manchado por la indolencia de los funcionarios mineros locales y la desesperación de un pueblo que no está dispuesto a seguir soportando más atropellos.

Leer todo